the geco
  • |
Región Digital

Unos presupuestos diseñados con ficción para que sirvan de titular de prensa

21 octubre 2013

No se puede negar que es mejor que el presupuesto de la comunidad suba un 4,8 por ciento que baje, como viene ocurriendo en los últimos años.

No se puede negar que es mejor que el presupuesto de la comunidad suba un 4,8 por ciento que baje, como viene ocurriendo en los últimos años.

Sin embargo no sería serio, y la ciudadanía extremeña puede sentirse engañada, si se vende una ficción que no se va a materializar y que esté completamente alejada de la realidad, de la durísima realidad que están sufriendo miles de personas en Extremadura.

Los presupuestos arrancan de una visión risueña de Extremadura que nada tiene que ver con la realidad, apoyada en cifras macroeconómicas que provienen del deseo: se va a crear empleo, va a aumentar el PIB, Extremadura va bien.

Frente a la venta triunfalista que se está exhibiendo desde el Gobierno de Extremadura, el análisis detallado del presupuesto de ingresos y de gastos nos muestra otra realidad, ya que de los 231,6 millones de euros que se incrementan los Presupuestos Generales de la Comunidad, 126 millones (54,5% del total) se destinarán a amortizar deuda durante el ejercicio 2014. Es decir, que más de la mitad del incremento presupuestario que ha presentado el gobierno va destinado a pagar la deuda contraída.

Si eliminamos el efecto del pago de la deuda el crecimiento se quedaría en torno al 2% nominal y si el IPC alcanza una cifra por encima del 1,5 en el ejercicio 2014, estaríamos hablando más de unos presupuestos continuistas en términos reales que de presupuestos expansivos.

El Presupuesto indica las intenciones y las previsiones, pero no puede servir para tapar la realidad: la ejecución real del mismo, es decir, lo que se acabe ingresando y lo que verdaderamente se gaste una vez haya transcurrido el ejercicio presupuestario.

Así ha ocurrido en alguna ocasión y se ha criticado por quien ostenta el actual Gobierno sobre presupuestos del Ejecutivo anterior, que habiéndose incluido créditos en concepto de Deuda Histórica esos recursos nunca llegaban. Desde el lado de los gastos también es importante visualizar y analizar en qué medida se ejecuta el presupuesto, ya son recientes las restricciones burlando su ejecución al cien por cien.

Una vez hechas estas puntualizaciones, el análisis del Proyecto de Presupuesto de Ingresos para 2014 incluye un total de 200 millones de euros en Transferencias de capital del Estado de las que sólo 40 millones vienen reflejadas como ciertas en el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (“para financiar proyectos de inversión en la Comunidad Autónoma de Extremadura”).

Por tanto si el ejecutivo autonómico no cuenta con la certeza de recibir esos 160 millones estamos ante un Presupuesto de ingresos ficticios e inconsistentes.

El temor de que un presupuesto que se presenta como expansivo su ejecución, arroje un resultado inverso no es descabellado. Esto no es objeto de este momento ya que nos encontramos ante la presentación del presupuesto, pero sería bueno que lo mismo que se presenta el presupuesto a bombo y platillo se rindiera cuenta unos meses después en que medida lo anunciado se corresponde con los hechos.

Y entrando en el fondo de la cuestión, sobre lo que es fundamental: en estos momentos, en Extremadura con mayor intensidad, atravesamos una situación gravísima, que si no es abordada con fuertes medidas va a tener un difícil y lento retorno. La tasa de actividad con el nivel de desempleo actual arrojan el dato de que en España trabajan 43 personas de cada cien habitantes y en Extremadura 37, que unido a los recortes de las prestaciones sociales ahonda en el insoportable crecimiento de la pobreza.

Este tendría que ser el núcleo central de las cuentas públicas: invertir esta situación porque esta es la manera de generar otra dinámica presupuestaria: Para poder ingresar más, para poder hacer futuros presupuestos verdaderamente expansivos porque esta creciendo el empleo y la riqueza, para que los presupuestos mejoren las condiciones de vida de la mayoría de la población en lugar de ser propaganda de unos, beneficios para 4 privilegiados y más miseria para la gente de a pié. Es necesario que el gobierno baje de la nube y negocie con los agentes sociales un ambicioso plan que cree puestos de trabajo.

Los presupuestos de una comunidad son ley, no propaganda; deben ser rigurosos y no un diseño para obtener un resultado dictado por interés mediático, unos presupuestos para conseguir un titular “los presupuestos son expansivos y Extremadura va bien”.

José María Rosado. Secretario de Política Institucional de CCOO de Extremadura

OPINIÓN DE NUESTROS LECTORES

Da tu opinión

NOTA: Las opiniones sobre las noticias no serán publicadas inmediatamente, quedarán pendientes de validación por parte de un administrador del periódico.

NORMAS DE USO

1. Se debe mantener un lenguaje respetuoso, evitando palabras o contenido abusivo, amenazador u obsceno.

2. regiondigital.com se reserva el derecho a suprimir o editar comentarios.

3. Las opiniones publicadas en este espacio corresponden a las de los usuarios y no a regiondigital.com

4. Al enviar un mensaje el autor del mismo acepta las normas de uso.